INCA – MISTERIO DE SAYWITE

cDSC_0030rha

Autor del Blog: Jorge Mier Hoffman en Machupicchu

Saywite o Sayhuite es una zona arqueológica que se encuentra ubicada en Perú, en la provincia de Abancay, distrito de Curahuasi, en el complejo arqueológico del mismo nombre, en la ex hacienda Saywite propiedad de la familia Valer a la altura del kilómetro 45 de la carretera que conduce de Abancay al Cusco y a 3.500 metros sobre el nivel del mar.

La piedra de Sayhuite es un gran bloque de granito de más o menos once metros de circunferencia, cuatro de diámetro y casi dos y medio de alto, ornamentado en su mitad superior con una serie de complejas y misteriosas figuras.

El monolito contiene más de doscientas figuras fitomorfas, zoomorfas, de accidentes geográficos y construccioneshumanas talladas en un aparente desorden y aprovechando los relieves y depresiones naturales de la piedra. Se desconoce qué uso se le daba, pero estando en un centro ceremonial lo probable es que tuviera una significaciónreligiosa, quizá una representación simbólica del universo o, como sostiene Federico Kauffman Doig, estuviese relacionado con el culto del agua, una especie de gigantesca paccha, habida cuenta de los receptáculos en los que podía empozarse la lluvia. Los felinos esculpidos arriba serían, para este destacado estudioso “representaciones naturalistas de Qhoa en actitud fertilizadora”.

Otros, considerando que muchas figuras representan construcciones humanas, canales, escalinatas, estanques, proponen que la piedra de Sayhuite fue una especie de plano o croquis pétreo hecho por arquitectos incas para llevar el control de las obras hidráulicas que realizaban.

COMPLEJO ARQUEOLÓGICO DE SAYWITE – CURAHUASI ABANCAY – APURÍMAC

El Conjunto arqueológico de Saywite tiene su ubicación en el distrito de Curahuasi, dentro de la provincia de Abancay, en el departamento de Apurimac, a unos 3 500 metros sobre el nivel del mar. Se trata de un complejo arqueológico que perteneciera a la cultura incaica y que hubiera sido construido durante el siglo XVI. El conjunto de Saywite ocupa un área aproximada de 2 hectáreas en las que se albergan importantes muestras del arte lítico incaico, junto con espacios destinados a fines rituales.

El Complejo está dividido en al menos seis sectores, donde se puede notar en el primero, la presencia del Monolito de Saywite, junto con estructuras de armazones y recintos sobre una construcción tronco piramidal; en el segundo, la presencia de fuentes y escalinatas, de estos, de los primeros se encuentran en total un número de 9 y se hallan ubicados en una orientación de Este a Oeste; en el tercer sector, hallamos la estructura conocida como rumihuasi o casa de piedra, así como escalinatas y un grupo de piedras labradas, en este tercer sector también es notoria la presencia de tres fuentes con una disposición de Noreste a Sureste; el sector cuatro se haya aún un tanto deteriorado por la presencia de la vegetación típica de la zona, aunque se cree que al igual que el primero, tuviera un tronco piramidal; el sector V, presenta también la misma estructura que el anterior con vestigios de escalinatas; y finalmente el sector VI donde es resaltante la presencia del monolito llamado Intihuatana, conocido también como “reloj solar”, constante en la arquitectura incaica y que tuviera fines astronómicos.

LA PIEDRA MAGICA DE SAYWITE

Lo que llama la atención del viajero para visitar Saywite es el llamado Monolito de Saywite, ubicado en el primer sector, en el que se puede apreciar una especie de maqueta de lo que vendría a ser el mundo incaico, afirmación que podríamos corroborar por la presencia de animales de las distintas zonas geográficas que el incanato dominara: como cóndores de la sierra, jaguares de la selva y camarones de la Costa, aunque hay muchos más.

Evidence Of Ancient Stone Constructions 12,000 Years Old In Perú?

El Monolito de Saywite está hecho en granito y tiene un aproximado de dos metros de altura y un diámetro de un promedio de cuatro metros, siendo la circunferencia mayor de 11.14 metros. En este se puede apreciar los alto y bajorrelieves de al menos 200 distintas figuras esculpidas, entre las que destacan animales, plantas, humanos y distintos accidentes geográficos junto con algunos edificios. Es importante el trabajo artesanal que se ha hecho en este monolito en el que, en aspectos geográficos se pueden apreciar picos, montañas, quebradas, todos estos conformando un conjunto que permite la precipitación del agua por todas las bifurcaciones de la escultura.

Algunos estudiosos, como es el caso de Kauffmann Doig, han pretendido explicar este monolito como el posible culto inca al agua. Esta teoría tendría su sustento en que éste resto escultórico habría servido de receptáculo de las lluvias. De la misma manera, en armonía con lo anterior, y a causa de la presencia de representaciones felinas, como es el caso de los pumas que podemos apreciar en el monolito, podría existir también en él un culto a la fertilidad.

Para que el visitante pueda llegar al Conjunto Arqueológico de Saywite, deberá partir de Abancay recorriendo una distancia de 47 kilómetros, en un desvío en el kilómetros para llegar a Curahuasi y de ahí otro 47 km del desvió de la carretera Abancay-Cuzo a la altura del Km 49. El ingreso al Conjunto Arqueológico es permitido tras el pago del boleto que cuesta s/11.00 para adultos y s/3.00 para niños y estudiantes. El ingreso al sitio es de Lunes a Domingo de 8 de la mañana a cinco de la tarde.

Sayhuite [Video Tutorial]

A 3750 metros sobre el nivel del mar se levanta un impresionante complejo inca: Saywite. En el lugar aún se mantienen vivas las estructuras incas que habitaron los pobladores de aquel entonces.

Arcilla, pelo de llama y sábila era la mezcla que utilizaban para componer sus graderías, ventanas y habitaciones, las mismas que eran antisísmicas pues las construyeron en forma trapezoidal.

Los guías de la zona aseguran que Saywite quiere decir “nevado quieto” ya que deriva de los vocablos Saywa, que significa quieto, y Ritti, que quiere decir nevado.

Sin lugar a dudas, lo que llama la atención de este complejo es el Monolito de Saywite. De 2,30 metros de ancho por 11 metros de circunferencia, esta piedra habría sido una maqueta inca pues ahí están representados los canales de agua que a unos metros se ubica. También se cree que tuvo usos ceremoniales vinculados con los ritos propios de la fertilidad y culto al agua.

El 70 por ciento de la roca, que pesa cinco toneladas, está grabado con los animales emblemáticos de la época inca como el puma y la serpiente. También están representados animales de la costa, sierra y selva.

La piedra de Saywite es de roca granito blanco gris, el mismo material con el que está compuesta nuestra maravilla del mundo, Machupicchu.

Cuentan que sus 38 agujeros distribuidos a su alrededor contenían oro y plata pero fueron los españoles quienes arrebataron los metales preciosos de esta inmensa roca y además quitaron las cabezas de las figuras de los animales tallados, pues creían que ahí también habría oro.

MONEDA. En marzo del 2012, el Banco Central de Reserva (BCR) presentó la moneda de un nuevo sol inspirada en la impresionante piedra de Saywite. La moneda de Saywite fue el motivo número ocho de los 26 que se acuñarán como parte de la colección “Riqueza y orgullo del Perú”.

Por estos días son 10 millones de monedas de la piedra de Saywite los que circulan en todo el territorio peruano y que son motivo de orgullo para los abanquinos.

ALGO MÁS. El complejo de Saywite está a 48 kilómetros de la ciudad de Abancay, en la carretera que va hacia el Cusco. En el portal http://www.ytuqueplanes.com se puede programar una visita a este lugar, entre otros parajes que ofrece Abancay.

La Dircetur de Apurímac recomienda a los viajeros visitar también el Santuario Nacional de Ampay, los Baños termales de Cconoc y el Cañón del Río Apurímac. Además de probar su variada gastronomía que tiene gran influencia italiana.

Saihuite raramente es visitado por los turistas, quizá porque se desconoce que este sitio alberga una maravilla hecha en piedra. En el cercano valle son claros ejemplos de la perdida tecnología antigua megalítica, que ni siquiera los Incas pudieron haber realizado. Es posible que una misteriosa y hasta hoy desconocida cultura haya vivido en esa zona hace más de 12000 años. Esto, sin duda, alteraría la historia pre-inca peruana; pero es muy posible que hace más de 12000 años diversas culturas hayan poblado la zona.

Perú alberga una gran cantidad de maravillas antiguas creadas por diversas culturas, que aparte de estos vestigios, dejaron diversas evidencias del alto nivel tecnológico que poseían. ¿Conexiones extraterrestres con los antiguos peruanos y con los Incas? Es muy posible, como en varias culturas y pueblos antiguos del mundo; pero para responder a esta interrogante se necesita analizar científicamente la evidencia encontrada.

Existe un gran descuido en el estudio de los vestigios del pasado peruano; las respuestas se encuentran disponibles allí, aprovechemos este importante legado, solo la investigación nos dará las respuestas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: