RUSIA – GORNAYA SHORIA

cDSC_0030rha

Autor del Blog: Jorge Mier Hoffman en Machupicchu

GORNAYA SHORIA

El 17 de febrero pasado, Valery Uvarov publicaba en su blog “Báculos de Horus” un artículo sobre una expedición a Gornaya Shoria, en Siberia, en la que encontraron unas ruinas megalíticas de enormes dimensiones. La expedición empezó el pasado 21 de septiembre, estando compuesta de 19 científicos. El acceso a la zona era bastante escarpado, con pendientes de hasta 60 grados. Dos días más tarde, se encontraron con una formación de rocas de extraordinarias dimensiones, que hacen parecer insignificantes a las que forman el Trilithon de Baalbek, y hasta la gran “roca de la mujer embarazada”

La dimensión de los bloques encontrados era colosal. Algunos de ellos de 20 metros de largo, 6 de ancho y 6 de alto.

CIentífico, especialiata en paleontología y ufología. 22 años estudiando la herencia de las civilizaciones antiguas. DIrector del centro internacional de información sobre investigación OVNI. Autor de numerosas publicaciones sobre ufología, egiptología y exotérica. Para Uvarov las conclusiones eran evidentes. Estas estructuras fueron levantadas por nuestros antepasados utilizando sistemas antigravitatorios. ¿Cómo si no, podrían levantarse esos colosos de piedra hasta esa altitud y colocarlas de es manera?

Descubierta unas estructuras “súper-megalíticas” en Rusia: ¿Origen natural o artificial?

Nótese abajo y al centro un explorador, cuya proporción denota el tamaño de los bloques megalíticos

Pero ¿no habrá una explicación más sencilla?

Las afirmaciones sobre el origen no natural de estas estructuras es pura especulación. El curriculum de Uvarov hace que las dudas sobre sus afirmaciones aumenten:

Sin pretender hacer un ad-hóminem, parece evidente que tiene el típico perfil de la persona que está precondicionada a dar una explicación paranormal a cualquier fenómeno natural que sea mínimamente llamativo.

Mysterious megaliths of Gornaya Shoria

Este caso recuerda mucho a otro que ocurrió en 1987 en Japón: el monumento Yonaguni. Para muchos, este es un caso evidente de la existencia de una civilización perdida, muy avanzada, que vivió en un pasado lejano. Aunque el geólogo Robert Schoch de la Universidad de Boston, documentó el caso como un fenómeno natural, en el que diversas capas de roca se han ido fracturando horizontal y verticalmente debido a la actividad tectónica y a los terremotos. Las rocas de Shoria no se encuentran en una zona de una actividad sísmica intensa, y son mucho más duras que las de Yonaguni, pero hay otros casos de formaciones rocosas extraordinarias documentadas, cuyo origen es natural, como estas del sur de Polonia:

En muchas partes del mundo existen misteriosas estructuras antiguas construidas con grandes piedras utilizadas como materiales de construcción. Por ejemplo, la gran pirámide de Guiza en Egipto está construida con 2,3 millones de piedras de 2,5 toneladas cada una; El Trilithon de la Heliópolis de Baalbek, Líbano, consta de 3 losas de piedra que tienen un peso estimado de 1.000 toneladas cada una; El Stonehenge en Inglaterra consiste en filas circulares de piedras que pesan hasta 40 toneladas cada una. En Tiahuanaco, Perú, hay losas de piedra que pesan hasta 400 toneladas; Nan Madol en los Mares del Sur fue construido con losas de basalto que pesan hasta 50 toneladas. Estos son sólo algunos ejemplos de sitios megalíticos que en la actualidad su construcción continúa siendo un gran misterio. Este desconocimiento dio paso a gran cantidad de teorías e hipótesis que van desde la utilización de esclavos hasta el uso de una tecnología superior que podría tener origen extraterrestre

Pero ahora un antiguo sitio “súper-megalítico”ha sido encontrado en las montañas de Siberia. Ubicado en Gornaya Shoria (Monte Shoria) en el sur de Siberia, este sitio se compone de enormes bloques de piedra, que parecen ser de granito, con superficies planas y ángulos rectos y esquinas afiladas. Los bloques parecen ser apilados con cierta inteligencia.

Un nuevo misterio sobre nuestros orígenes

Rusia no es ajeno a los antiguos sitios megalíticos, como Arkaim (el Stonehenge de Rusia), y la formación Manpupuner, sólo por nombrar a dos, pero el sitio en el parque nacional de Shoria es único, ya que, si es hecho por “el hombre”, los bloques utilizados son, sin duda, los más grandes jamás trabajados por manos humanas.

Este descubrimiento ha sido informado por el arqueólogo John Jensen quien dijo lo siguiente:

“Las siguientes son fotos son del sur de Siberia de un nuevo sitio megalítico, cerca de las montañas de Gornaya Shoria. Al parecer se encontraron que los súper megalitos fueron fotografiados por primera vez por Georgy Sidorov en una reciente expedición a las montañas de Siberia del sur. Las siguientes imágenes son de la página web rusa de Valery Uvarov.

No hay medidas exactas, pero a partir de la escala representada por las figuras humanas, estos megalitos son mucho más grandes (hasta 2 a 3 veces mayor) que los megalitos más grandes conocidas en todo el mundo. Algunos de estos megalitos podrían pesar fácilmente más de 3.000 a 4.000 toneladas. Hay pocos comentarios en el sitio de Valery, por lo que las imágenes que se muestran no tienen comentarios, aparte de mis propias observaciones limitadas.”

Como señala Jensen, el monolito en Baalbek es considerado como una de las mayores piedras individuales utilizadas en un antiguo yacimiento megalítico, pero los bloques de piedras en Shoria son mucho, mucho más grandes.

Se descubridor es Valery Uvarov, un ufólogo ruso y un defensor de varias teorías de la historia alternativa. Y es que este descubrimiento ha creado una gran controversia en los medios sociales, donde algunos están afirmando que Shoria es la evidencia de una antigua civilización perdida; una civilización capaz deincreíbles hazañas de la ingeniería que aún incluso con nuestra tecnología moderna sería prácticamente imposible reproducir. Aunque otros, están instando a la precaución con este supuesto descubrimiento. Pero la realidad es que las imágenes son muy convincentes, y está claro que no parecen ser de origen natural.

Pero como hemos comentado anteriormente, este descubrimiento ha suscitado un gran debate en todas las comunidades. Tenemos que recordar que en 1987 un grupo de buceadores encontró un lugar súper-megalítico bajo las aguas de Japón. El monumento de Yonaguni, que se encuentra frente a la costa de Yonaguni, que es la más meridional de la isla de la cadena de Ryukyu Island, es considerado por algunos como la prueba más convincente de una civilización perdida en nuestro pasado.

Pero parece ser que la ciencia no desea que encontremos nuestros verdaderos orígenes, ya que en este último caso el geólogo de la Universidad de Boston Robert Schoch consideró que las características de Yonaguni son el resultado de procesos geológicos naturales. Se basó en los planos de estratificación paralelos bien definidos y la actividad sísmica, además de la presencia de formaciones similares en la región que se sabe que son completamente naturales.

Sin embargo, Shoria no está en un área que es propensa a frecuentes terremotos, y parece improbable que sea formado por la erosión natural. En cualquier caso, Shoria aún no ha sido estudiado por los expertos, ya que todo lo que tenemos en este momento son imágenes, que la verdad es que son bastante impresionantes, pero sin una conclusión definitiva. Pero estamos seguros que si este descubrimiento es cierto, futuras investigaciones concluirán que son el resultado de la naturaleza encubriendo así nuestros verdaderos orígenes, ya sean terrestres o extraterrestres.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: